Tras las idas y vueltas e incluso diferentes posturas al interior del Frente de Todos, finalmente el Gobierno nacional confirmó que por al menos 12 meses el Estado Nacional se hará cargo del manejo de la denominada Hiodrovía, el estratégico corredor fluvial comercial sobre el que hubo polémica en los últimos meses.

Quien lo hizo fue el ministro de Transporte, Alexis Gerrera, que confirmó que “hay un decreto a la firma del Presidente para habilitar la licitación corta de la Hidrovía” y que, a través de la misma resolución, “por 12 meses la Hidrovía va a tener un control estatal por parte de la Administración General de Puertos (AGP)”.

El funcionario hizo esas declaraciones entrevistado por El Destape. “Se va a licitar el dragado y el balizamiento y cuando termine este proceso de licitación corta vamos a contar con un Ente nacional de control que será el encargado de la licitación grande”, dijo.

“Habrá una secretaría o ministerio que se dedique exclusivamente a tener presencia en esa red troncal para el desarrollo de la Argentina. En 30 años nunca se materializó el ente de control sobre la Hidrovía que estaba en los pliegos originales”, agregó Guerrera.

La definición del funcionario confirma lo que varios medios venían adelantando. Según trascendió, el DNU saldrá publicado en el Boletín Oficial en las próximas horas y ya tiene los ganchos del propio Guerrera y del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero.

Uno de los artículos modificaría la estructura de la AGP y le otorga por el plazo de 12 meses la concesión de la operación para realizar el dragado y el balizamiento. Luego, el propio organismo que depende del Ministerio de Transporte de Nación licitará las obras entre las dragadoras privadas. La concesión será a partir de que venza el plazo establecido por la resolución que extendió el contrato actual por 90 días a Hidrovía S.A., sociedad conformada por el grupo belga Jan de Nul y el holding argentino Emepa S.A..

El otro artículo que tendrá la norma tiene que ver con el cobro del peaje a las navieras el peaje por el uso de la Hidrovía. Hasta ahora el concesionario privado era el que cobraba la tarifa y con el nuevo DNU “se le otorga a Transporte la facultad para establecer la base tarifaria y el mecanismo de financiamiento por el sistema tarifa o peaje”, señaló una fuente del área la cartera que dirige Guerrera. Ese porcentaje será percibido por la AGP.

Actualmente, cerca del 20% de las ventas argentinas de granos y productos derivados oleaginosos al mundo no se declara en el país y la Hidrovía es el principal canal de esa evasión. Política Argentina explicó hace menos de un mes que la Argentina pierde USD 10 mil millones por la falta de controles en el corredor litoral, en base a un informe del Instituto Argentino para el Desarrollo Económico (IADE) y Proyecto Económico, a cargo de la diputada nacional y economista Fernanda Vallejos.

El contrabando por agua se hace a través del traspaso de carga desde buques argentinos o puertos no habilitados hacia barcazas cargueras de remolcadores paraguayos. La privatización de los puertos en manos extranjeras facilitan este tipo de pasa mano ilegal, que, en conjunto, representa un monto subfacturado equivalente al ingreso oficial del complejo aceitero y cerealero (unos 21.000 millones de dólares anuales; equivalente a 4,4 puntos del PIB).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *