El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, aseguró este martes que ante la nueva variante Ómicron del coronavirus, es necesario “que se vacune absolutamente todo el mundo” y destacó que es algo “fundamental” desde el punto de vista “social y colectivo”.

“Hay varios países de Europa con muchos casos y se está tratando de comprender si eso es atribuible al clima o a los no vacunados”, indicó el mandatario en declaraciones a radio Del Plata. En ese sentido, el mandatario sostuvo que “quien no tenga la protección, está muy expuesto a la nueva variante del virus Ómicron” y apuntó que “es mucho más contagiosa y dominante sobre la Delta”.

Kicillof resaltó que “es necesario e imperioso que se vacune todo el mundo y, por eso, ayer anunciamos que el programa de vacuna libre se extiende a mayores de 3 años en toda la provincia”. Desde hoy, en territorio bonaerense las y los niños de ese grupo etario podrán recibir su inmunización con la sola presentación del documento de identidad que acredite su domicilio en la provincia.

En tanto, desde el 10 de diciembre, la segunda dosis también será libre en toda la provincia para los niños, niñas y adolescentes. “Hasta ahora estaba la gente buscando a la vacuna y ahora es la vacuna la que está buscando a la gente”, remarcó el funcionario y añadió que “es necesario y fundamental que tengamos vacunada a la mayor cantidad de gente posible”.

El gobernador bonaerense precisó que el 82% de la población bonaerense está vacunada, indicó que se trata de un total de 14.200.000 de personas sobre 17 millones de habitantes y abundó: “Hay, a la vez, 12 millones con esquema completo y 700 mil con tercera dosis”.

Al ser consultado sobre por qué aún hay personas que no completaron esquemas, planteó que puede deberse a que “bajó la sensación de peligro que existió en la segunda ola” y a que descendió la circulación del virus. “Pero lo que está pasando afuera debería funcionar como un llamado de atención para que el que está dando vueltas y dudando o dejándolo para más adelante, vaya y se vacune”, subrayó.

Kicillof insistió en que se debe “pensar en los demás” dado que, “quien no se vacuna o no vacuna a sus hijos, permite que el virus circule y contagia”. Manifestó que “hay países que van por la sexta ola”, con lo cual se demuestra que “la pandemia no terminó”. “Cuando baja la sensación de peligro, hay una relajación”, advirtió el mandatario provincial.

Al ser consultado sobre la propuesta de hacer obligatoria la aplicación de fármacos contra la Covid-19, Kicillof consideró que existe una limitación “porque han sido vacunas aprobadas en situación de emergencia”.

Posteriormente, se refirió a la implementación del “pase sanitario” y razonó que su administración apela “antes que nada, a la cuestión de tomar conciencia y que todo el mundo se vacune lo antes posible”.

Con todo, entendió que “está en juego una cuestión de salud pública, no sólo individual” y graficó: “La individual es atendible: si vos me decís que querés tomar algún peligro o te gusta un deporte de riesgo, pero en este caso esa decisión individual afecta a los demás”.

Expuso que hacer circular al virus “puede afectar aún a los vacunados”, con lo cual “se está sometiendo a los demás a un riesgo” e indicó que “son temas de salud pública y hay que ver todas las formas”.

“Vamos a evaluar las medidas porque hay que ver cuando terminemos de agotar los turnos, nos quedaban un millón de personas, pero hemos abierto la vacuna libre y hay una mejora en el acceso. El objetivo es cubrir de manera completa a la población”, puntualizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.