Harán 100 testeos por día, habrá un solo turno y las empresas brindarán transporte para los trabajadores. Desde el lunes, unos 15.000 trabajadores de las terminales y las concesionarias reanudarán sus tareas con un estricto protocolo de seguridad.

Ricardo Pignanelli, secretario general de SMATA

Unos 15.000 trabajadores de la industria automotriz, del sector autopartista y de las concesionarias reanudarán gradualmente desde el lunes próximo sus actividades siguiendo un estricto protocolo de seguridad para evitar los contagios, en un esquema que incluye 100 testeos rápidos de coronavirus por día, el control de la temperatura, un solo turno laboral y transporte provisto por las empresas.

Así lo reveló, Ricardo Pignanelli, el titular del Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor (SMATA)  quien destacó que “los protocolos de salud ya los terminamos el viernes” y que “la actividad se retomará de manera progresiva hasta llegar al 50% de la actividad”.

“Nosotros ya estábamos trabajando al 50% por la caída del mercado y la exportación, así que la producción estaba adaptada a este nivel desde hace dos años, en que se hacían turnos rotativos”, detalló el sindicalista, que precisó que igualmente se llegará a ese porcentaje “dentro de un mes, porque las actividades se reanudarán escalonadamente y siguiendo las medidas de seguridad”.

Según Pignanelli, “hay algunos protocolos que todavía están por aprobarse, pero en las terminales ya lo tenemos prácticamente acordado y autorizado, así como en las concesionarias y plantas de VTV«.

En tanto, destacó que para SMATA la aprobación de los protocolos no fue sencilla porque primero deben ser tratados por los municipios, luego por las gobernaciones y finalmente por el gobierno nacional.

Señaló que “por lo general arrancaremos en un solo turno de trabajo y en algunas automotrices se harán en el mismo turno varias especialidades, pero la modalidad es adaptable a cada empresa”, mientras hizo hincapié en que “ahora habrá que aplicar las medidas de prevención que pasaron por los comités mixtos de higiene y seguridad que tenemos», entre las que, aseguró, «el distanciamiento será más fácil justamente porque trabajaremos al 50% de la producción”.

Para el líder de SMATA será un desafío coordinar todas las prevenciones para evitar los contagios y, en particular, el tema de la movilidad hacia y desde los lugares de trabajo, ya que el Gobierno pidió que se evite el uso del transporte público: “Para las automotrices no es complicado porque ya existe un sistema de transporte de las empresas –consideró–, y con la mayoría de las autopartistas también se acordó utilizar ómnibus y combis propios o los autos de los trabajadores, que suelen vivir cerca”.

“Vamos a tener que recurrir a ese viejo apotegma que decía que hay que ir de casa al trabajo y del trabajo a casa”, dijo Pignanelli al recordar la frase de Juan Domingo Perón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *