La noticia de que el legislador Julio Sahad (PRO) había dado positivo de coronavirus encendió las alarmas en el Congreso, justo cuando se había vencido el protocolo que se acordó para sesionar en forma remota.

En ese marco, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, y los titulares de los diferentes bloques que integran el cuerpo parlamentario participarán esta tarde a las 17 horas de una teleconferencia en la que definirán cómo continuará la actividad.

En principio, se buscará consenso para renovar el protocolo de funcionamiento remoto por otros 30 días, aunque podría implementarse una modificación: no descartan reducir aún más el número de diputados presentes. El de Sahad es el tercer caso positivo que se registra en el Parlamento: antes se habían contagiado los legisladores oficialistas Walter Correa y Federico Fragoli.

Mientras tanto, se aguardan los resultados de los hisopados que se realizaron los diputados macristas Silvia Lospennato, Fernando Iglesias y Cristian Ritondo; el radical Facundo Suárez; Romina del Pla, de la izquierda, y José Ramón, de Unidad para el Desarrollo, quienes tuvieron contacto ocasional con el riojano Sahad.

“Las personas identificadas en este núcleo de contactos estrechos deben guardar un aislamiento hasta cumplir 14 días desde el contacto”, había recomendado el departamento médico parlamentario a la Presidencia de la Cámara.

El martes se realizaron tareas de fumigación en todos los sectores del recinto donde estuvieron Sahad o alguno de los otros legisladores con los que se contactó: “Es difícil saber donde me contagié. No tengo idea donde pudo haber sido. En Buenos Aires voy a un departamento solo, en la cámara estoy solo en mi despacho. No tengo contacto estrecho con personas salvo con mi asistente”, afirmó Sahad en declaraciones a Radio Provincia.

Los especialistas de salud limpiaron el Salón Delia Parodi, Pasos Perdidos, los recintos de la Cámara y la Cámara Alta, bares, baños y otros sectores de uso público.

Estas medidas formaron parte del protocolo para casos de contagio establecido por la cartera sanitaria de la Ciudad de Buenos Aires. Las mismas tareas se implementaron en el Senado de la Nación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.